CUEVA DE BELÉN

Muchos en las cuevas

encuentran la muerte.

Yo en la de Belén

bien hallé mi suerte.

 

¡Cueva de Belén!

Nació nuestro bien.

 

No hay luz en las cuevas.

Aquí sólo había

un gran resplandor

¡La noche era día!

 

¡Cueva de Belén!

Nació nuestro bien.

 

De esa buena cueva

nuevo sol salió.

Ya en la humanidad,

siempre amaneció

 

¡Cueva de Belén!

Nació nuestro bien.

 

Alfredo Rubio de C.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Murtra Santa María del Silencio

Suscríbete a nuestro Boletín






 

 
Para asegurar la entrega de nuestro newsletter en tu bandeja de entrada, agrega murtrasms@gmail.com a tu lista de contactos.